Ir a páginia principal Contáctenos Búsqueda por temas
El Justicialismo no modifica el Decreto de convocatoria para las elecciones de concejales en Santa Fe porque electoralmente no le conviene.

Hemos sido lo suficientemente tolerantes al intentar pensar que el Gobierno de Obeid "se había equivocado" en la convocatoria para la elección de concejales en la ciudad.

La decisión del Gobierno de la Provincia de convocar, mediante el Decreto Nº 0606/05 suscripto por el gobernador Obeid, a la ciudadanía a elegir solo seis Concejales para la ciudad de Santa Fe y no siete como correspondería según el censo 2001, el que arroja una cantidad aproximada de 369.600 habitantes, es ahora, advertido y puesto a la luz pública. Esta es una nueva demostración de la manipulación del justicialismo de las reglas de juegos cuando las mismas no le son funcionales.

La arbitraria decisión de no utilizar el último censo genera una verdadera sospecha acerca de las razones que pudieron motivar el "error" y la actitud indolente posterior del Gobierno Justicialista, poniendo en el centro de la discusión el destino de comunas justicialistas que podrían dejar de ser tales y bancas que no serían del partido que gobierna la ciudad en forma casi continua hace 22 años.

Es que sin dudas el Justicialismo especula con las próximas elecciones y los resultados electorales y es por eso que no cumple con la Ley cuando no le conviene. Con absoluta impunidad decide si aplica o no un censo en función de sus propios intereses, incrementando los problemas de representación. Puede sostener el Ministro de Gobierno Roberto Rosúa que "es una cuestión de interpretación" y moverse en función de la lógica "si me conviene lo apruebo y si no me conviene no lo apruebo" cuando está en juego el marco de legalidad y no existe otra interpretación admisible.

Por que no pensar entonces que además de la errónea "interpretación" del Ministro de Gobierno, pueden existir otras razones que hoy sostienen el decreto original. ¿Qué sucedería si el Justicialismo pierde las elecciones en la ciudad de Santa Fe? ¿Cómo se conformaría el Concejo Municipal en ese caso? ¿Como afectaría la "interna" del Partido gobernante en el Cuerpo?

Si se ha utilizado para buscar racionalidad el ejemplo del el último censo del 2002 para jerarquizar a ciudad a la localidad de Recreo, evidentemente no hacerlo para convocar a la cantidad de concejales que la ciudad de Santa Fe debe tener constituye una arbitrariedad que solo es entendible a esta altura de los acontecimientos con una especulación electoral que la ciudadanía no debería permitir.

El justicialismo no puede dejar de aprobar un censo porque no le conviene. No lo puede hacer sin demostrar un desapego al sistema democrático y republicano que consolida la centralización de las decisiones políticas y limita el debate de la cosa pública.

Mas manipulación de las reglas de juego por parte del Justicialismo significan menos democracia, menos control, menos transparencia y mas arbitrariedad en el manejo de la cosa pública a espaldas de la sociedad. Por nuestra parte iremos a reclamar a la Justicia lo que a la ciudad le corresponde. Por parte del Gobierno y del propio partido Justicialista, debería haber una rápida rectificación que despeje de dudas esta situación.

LEONARDO SIMONIELLO
JORGE HENN
Concejales de la Ciudad