Ir a páginia principal Contáctenos Búsqueda por temas
SANCIONADO - ORDENANZA Nº 11.222 - 01/09/05
INSISTIMOS CON LA CREACION DEL REGISTRO MUNICIPAL DE EXPENDEDORES DE BEBIDAS ALCOHOLICAS

PROYECTO DE ORDENANZA

Artículo 1º: Créase en el ámbito de la Municipalidad de la ciudad de Santa Fe de la Vera Cruz, el "Registro Municipal de Expendedores de Bebidas Alcohólicas", el que estará a cargo de la Secretaría de Servicios Públicos a través de la repartición que ésta disponga y será de inscripción obligatoria para aquellas actividades previstas en la presente.

Artículo 2º:: En el Registro creado se deberán inscribir todos aquellos comercios de la ciudad que hallan sido previamente habilitados por las reparticiones correspondientes y que comercialicen bebidas alcohólicas cualquiera sea su graduación los que una vez realizados los tramites correspondientes obtendrán por parte del Municipio una Oblea identificatoria que deberá ser colocada en lugar visible del comercio.

Artículo 3º: La Oblea a la que se refiere el artículo precedente tendrá un costo, cuyo monto determinará el Departamento Ejecutivo Municipal y se desprenderá de un porcentaje del monto abonado por el comercio al Municipio en concepto de Tasa de Derecho de Registro e Inspección.
Los comercios que inicien su actividad, pagarán un monto fijo por los primeros tres meses, debiendo adecuarse posteriormente al porcentaje estipulado en la presente de acuerdo a lo manifestado en su Declaración Jurada.
Para los comercios que abonen el mínimo estipulado en la Ordenanza impositiva para el rubro comercio, el porcentaje será del 50% de dicho monto.
La Oblea Identificatoria deberá ser renovada anualmente por aquellos comercios inscriptos. A los efectos el Municipio determinará a través del Tribunal de Faltas un sistema de Libre deuda en concepto de multas vinculadas con la aplicación de la presente ordenanza.

Artículo 4º: Los montos percibidos por el Municipio en concepto de multas por la aplicación de la presente así como los que correspondan a la extensión de las Obleas identificatorias, pasarán anualmente a conformar el Fondo para el Control del expendio y comercialización de Bebidas Alcohólicas, el que será utilizado para reforzar los controles vinculados este tema por parte del Municipio. A los efectos la Secretaría de hacienda tomará los recaudos correspondientes.

Artículo 5º: La inscripción en el registro mencionado, será requisito indispensable para la comercialización de bebidas alcohólicas, debiéndose en el momento de efectivizar la misma, manifestar fehacientemente por parte del interesado el conocimiento de las normas municipales, provinciales y nacionales que regulen la materia suscribiendo a tal efecto una declaración con carácter de Declaración Jurada que será confeccionada y eventualmente actualizada por la autoridad de aplicación.

Artículo 6º: A fin de regular la comercialización de bebidas alcohólicas la autoridad de control extenderá las autorizaciones, teniendo en cuenta los siguientes criterios y clases:

Clase A: Serán aquellos comercios en que el consumo de bebidas sea propio de la actividad principal que realizan como es el caso del rubro gastronómico (Comedores, Pizzerías o similares) o su actividad este regulada o contemplada en la Ordenanza Nº 9.139 y/o sus modificatorias.
Clase B: Supermercados, Autoservicios, Hipermercados, Despensas, Granjas, Fiambrerías, Almacenes y en general todos aquellos comercios en donde las bebidas se encuentren integradas al expendio de productos de la canasta familiar así como aquellos comercios cuyo expendio de bebidas alcohólicas sea accesoria a la actividad principal (Kioscos, Minimercados de estaciones de servicio, o similares)

Artículo 7º: Los titulares de los comercios identificados por las distintas clases tendrán 60 (sesenta) días a partir de la sanción de la presente para incluirse en el registro. El Municipio incorporará las tramitaciones correspondientes a la presente a las actuaciones de rutina referidas a la habilitación de negocios.

Artículo 8º : Todos los comercios tendrán prohibida la venta de bebidas alcohólicas a menores de 18 años las 24 horas del día.
Aquellos identificados por la presente como clase B, tendrán prohibida la venta de cualquier tipo de bebidas alcohólicas en el horario de 22.00 hasta las 8.00 horas del día siguiente a personas cualquiera sea su edad en un todo de acuerdo con lo dispuesto en la Ordenanza 9324 y modificatorias.

Artículo 9º: Aquellos comercios que aún inscriptos violen las disposiciones de la presente ordenanza u otras normas vigentes, serán sancionados con el retiro de la autorización para el expendio de bebidas alcohólicas; debiendo esperar (90) noventa días para iniciar nuevamente el trámite pertinente al afecto, sin perjuicio de la aplicación de las penalidades dispuestas en el párrafo segundo del artículo 54 del Régimen de Infracciones y Penalidades - Ord. 7882.

Artículo 10º: El Departamento Ejecutivo Municipal reglamentará los aspectos no previstos en la presente.

Artículo 11º: De forma.

Santa Fe de la Vera Cruz, Agosto de 2005.

FUNDAMENTOS

Concejalas y Concejales:

El 25 de Setiembre de 2002 presentábamos este proyecto llegando a su vencimiento sin haber alcanzado su tratamiento por el Cuerpo. Pero en el convencimiento de su importancia en un tema tan controvertido, como es la venta de bebidas alcohólicas, es que insistimos en su representación.

La imposibilidad o el escaso control que existe con respecto a la comercialización de bebidas alcohólicas en los comercios, habilitados o no, de nuestra ciudad, viene siendo motivo de preocupación de este Concejo desde hace muchos años para lo cual ha sancionado normas buscando encontrar la mejor y más efectiva forma de realizar los mismos por parte del Municipio, ya que si dichos controles no se logran, cualquier norma o reglamentación existente no tiene sentido. En muchos de nuestros proyectos hemos radicado nuestra preocupación en el expendio de bebidas a los menores de edad, por la razón de que cada vez son mas los menores que consumen bebidas alcohólicas.

Pero la realidad nos muestra que nos es suficiente, por lo que nos vemos en la obligación de tener que abordar la problemática desde otro punto de vista, teniendo en cuenta distintos aspectos: por un lado el incremento del aluvión publicitario que promocionan y estimulan el consumo de productos ingeridos sin un debido control que resultan perjudicial para la salud como es el caso de las distintas bebidas alcohólicas, y el hecho de que a las mismas se puede acceder de manera sencilla en cualquier comercio por mas pequeño que sea como es el caso de los quioscos o minimercados de las estaciones de servicio. Si a esta situación le sumamos otros factores como el social y económico, el bajo costo de las bebidas y el escaso control, encontramos respuestas al alarmante incremento del consumo de bebidas alcohólicas.

Por otro lado somos conscientes que en algunos casos, para el comerciante la venta de este tipo de productos representa un ingreso importante y hasta esencial, por lo cual podría llegar a ser injusto optar por la prohibición total de la venta de bebidas alcohólicas a ciertos comercios que tienen como función principal ayudar a sus propietarios paliar la crisis por la cual todos atravesamos.

Es indudable que la restricción existente en la normativa vigente con respecto al horario y a la edad, no ha dado resultado ya que muchos de os propietarios de estos comercios hacen caso omiso a la legislación y siguen vendiendo a cualquier hora y sin hacer distinción si el comprador es mayor o menor.

Creemos que es necesario la creación de un "Registro Municipal de Expendedores de Bebidas Alcohólicas", donde se tendrán que inscribir todos aquellos comercios que se hallan habilitados por las reparticiones municipales correspondientes y que comercialicen de manera habitual bebidas alcohólicas, cualquier sea su graduación. Este será un requisito indispensable para poder comercializar este tipo de productos para lo cual tendrán que suscribir una declaración con carácter de Declaración Jurada que acredite fehacientemente el conocimiento de las normas Municipales, Provinciales, y Nacionales que regulan la materia. Para tal efecto las autoridades extenderán la autorización teniendo en cuenta la relación que guarde, las bebidas alcohólicas con la actividad principal del comercio. De esta manera adoptamos el criterio donde los comercios cuya actividad comercial principal sea la de comedor, pizzería, o similares, su actividad este regulada o contemplada en la Ordenanza Nº 9.139 y/o sus modificatorias. pertenecerán a la Clase A, los supermercados, Autoservicios, hipermercados, despensas, granjas, fiambrerías almacenes o similares, así como los comercios donde el expendio de bebidas alcohólicas resulte como accesoria de la actividad principal, tal es caso de quioscos, minimercados de estaciones de servicios o similares, se enmarcarán como Clase B .

Aquellos comercios que aún inscriptos violen las disposiciones de la presente ordenanza serán sancionados con el retiro de la autorización para el expendio de bebidas alcohólicas.

Para la identificación de los mismos, la Secretaría competente suministrará a cada comercio, una oblea que acredite la condición de tal con su categoría correspondiente.

Mas allá del límite pecuniario que se establece para este tipo de comercios, también contemplados en la presente prohibición horaria en que los mismos estarán imposibilitados para expender bebidas alcohólicas, como asimismo a los menores de edad durante las 24 horas.

Teniendo en cuenta la importancia de la problemática, es que descontamos de nuestros pares el acompañamiento para la aprobación del presente proyecto.